Llama AHORA! asesoría gratuita

01800 110 3000

Deudas

Publicado el enero 27th, 2017 | por Leticia Franco

Ten cuidado al pedir un préstamo para afrontar la cuesta de enero

Si los ingresos extras recibidos en diciembre se te esfumaron en un abrir y cerrar de ojos, y consideras solicitar un préstamo para afrontar la cuesta de enero ¡ten cuidado con los préstamos exprés. Estos se caracterizan por la facilidad que te dan para obtenerlos, sin embargo, pueden salir muy caros. 

Ante este panorama de endeudamiento e incertidumbre se corre el riesgo de ser presa fácil de empresas que ofrecen préstamos fáciles y cantidades altas. Éstas brindan dinero de manera inmediata y prácticamente sin requisitos, no están debidamente registradas ante el Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES), por lo que no están constituidas como instituciones financieras y por ende, la Condusef no tiene facultades para atender reclamaciones en caso de incumplimiento. A sí que, ¡cuidado!

¡Préstamos rápidos! 

#1 Este tipo de anuncios son atractivos porque ofrecen cantidades grandes (de 50 mil a 2 millones).

#2 No piden aval.

#3 No te piden que compruebes ingresos.

#4 Y con vehemencia te dicen que NO REVISAN BURÓ DE CRÉDITO. Anzuelo que no falla pues, el tema de Buró es tabú en México.

Ten cuidado si:

  • Te piden dinero para que te presten dinero (ilógico, ¿no?)
  • El monto que te piden lo justifican con:

1) Son gastos que se deben pagar para la apertura del contrato.

2) Para un seguro de vida.

3) O es para la primera mensualidad del préstamo.

Para que esto no te suceda presta atención en lo siguiente:

    • El firmar el contrato con estas empresas no te garantiza que te den el préstamo, pero si te obliga a liquidar los pagos establecidos en el contrato.
    • Si por alguna razón te atrasaste con tu mensualidad, la empresa dará por entendido que ya no requieres sus servicios y como consecuencia no podrás recuperar las aportaciones realizadas.
    • Si la institución financiera te otorga el crédito deberás pagar una comisión por éxitosobre el monto otorgado.
    • Si cancelas de manera anticipada el contrato o incumples alguna cláusula serás acreedor a una pena, por lo que estarás obligado a pagar cierto porcentaje de dinero. Además tendrás que cubrir el saldo de los pagos pendientes y los gastos generados por penalización y honorarios.
  • El proveedor puede difundir y compartir tu información personal con otras instituciones financieras y a ti se te obliga a no revelar ningún tipo de información sobre la gestión del crédito.

Imagina tu vida sin deudas 

Tags: , , , , , ,


Sobre el Autor

Egresada de la Universidad de Periodismo y Arte en Radio y Televisión. Prefiere leer los periódicos físicos que virtuales. Ha adoptado nuevos hábitos financieros, por ejemplo, evita el gasto hormiga.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Back to Top ↑